Las II escuelas de verano, del Instituto Romanò, proporcionaron alimento y refuerzo escolar a 140 niños y niñas de barrios desfavorecidos durante los meses de julio y agosto

154

Han estado ubicadas en centros educativos de Huelva y la provincia de Sevilla (Dos Hermanas y San Juan de Aznalfarache).

La II edición de las escuelas de verano del Instituto Romanò para Asuntos Sociales y Culturales, organización no gubernamental de carácter no lucrativo dedicada a la defensa de la comunidad gitana y otros grupos poblacionales en exclusión social, ha concluido este año con un balance de 140 menores atendidos, tanto gitanos como no gitanos, a los que se ha proporcionado refuerzo escolar, actividades lúdicas y culturales, y tres comidas diarias, basadas en una alimentación saludable y equilibrada.

Ha habido un total de cuatro escuelas, dos en Huelva y otras dos en la provincia de Sevilla, localizadas en barrios desfavorecidos de Dos Hermanas (Cerro Blanco), San Juan de Aznalfarache (Santa Isabel), y los Distritos V y VI de la capital onubense (El Torrejón, La Hispanidad, Pérez Cubillas y Calle Honduras). En concreto se ubicaron en los centros educativos CEIP Andalucía, CEIP Juan Ramón Jiménez, CEIP Ibarburu y CEIP Esperanza Aponte.

Cada una de ellas ha contado con entre 30 y 40 niños y niñas de edades comprendidas entre los 4 y los 13 años, dirigidas por 14 técnicos y técnicas y cuatro monitores y monitoras escolares en su conjunto.

La fecha de inicio fue el 1 de julio y la de finalización el pasado 31 de agosto. Dos meses durante los que se proporcionó a los menores, de forma gratuita, un servicio de desayuno y almuerzo, que se llevó a cabo en las instalaciones de los comedores de los centros escolares. También se les hizo entrega de una bolsa de picnic con alimentos para merendar en casa, cubriéndose así la mayor parte de las necesidades alimenticias diarias de estos niños y niñas, excepto cenas y fines de semana.

El objetivo, además de darles de comer, ha sido ofrecer una alternativa lúdico-educativa a estos menores en situación de riesgo o exclusión social durante los meses de vacaciones escolares de verano, en horario de mañana.

A este respecto, se ha trabajado el refuerzo de los contenidos impartidos durante el curso escolar, la comunicación y la participación grupal, la adquisición de habilidades sociales, emocionales y cognitivas, así como actividades culturales y recreativas (fiestas de agua, talleres de manualidades, juegos, castillos hinchables, etc.), éstas últimas siempre en el patio de cada centro.

Las distintas acciones tenían como propósito el fomento de la creatividad, el aprendizaje, los hábitos de vida saludable, la higiene, la convivencia y la educación en valores de niños y niñas, potenciando al máximo sus capacidades y favoreciendo su desarrollo integral.

Es una iniciativa que cuenta con la financiación de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de la Junta de Andalucía, a través de sus delegaciones provinciales de Huelva y Sevilla, y la colaboración de los equipos directivos de los CEIP, los servicios sociales comunitarios, el Ayuntamiento de Huelva, el de Dos Hermanas y el de San Juan de Aznalfarache.

En su primera edición, en 2021, las escuelas de verano de Instituto Romanò atendieron a otros 94 menores en situación de riesgo o exclusión social, que sumados a los de este año elevan la cifra a 234 niños y niñas. En 2023 nuestra entidad tiene previsto repetir la experiencia y aumentar, o al menos mantener, el número de participantes.