Al Rey de España: Seguimos resistiendo

432
Portada de "Resistencias gitanas"
Hemos leído en un twit publicado por Nicolás Jiménez este valiosísimo testimonio que demuestra hasta qué punto nuestros padres y abuelos hicieron hasta lo más inimaginable para poner freno a la persecución que sufrían.

“Nosotros, gitanos españoles, fieles servidores de la monarquía sin que jamás hayamos vacilado en nuestros ideales de adhesión a ella, después de muchos años de sufrimiento nos decidimos implorar justicia a Vuestra Majestad porque la vida se nos hace ya imposible, debido a los malos tratos y pocas consideraciones que se nos guarda dentro del reino. Somos atropellados constantemente; no nos dejan un momento tranquilo ni en las poblaciones ni en el campo.

Nuestros hijos no reciben la debida educación, porque no son admitidos en ninguna parte sólo por el hecho de ser gitanos, y por el motivo más insignificante y que muchas veces desconocemos somos tratados inhumanamente, no teniendo quien nos proteja ni nos defienda.

Nuestra forma de vivir es el trato y después de muchas vicisitudes llegamos a una feria y por el mero capricho de las autoridades somos arrojados de la forma más violenta, sin considerar que somos españoles y que tan solo buscamos honradamente nuestra vida.

Señor: en nombre de todos pedimos justicia, esperando que el modelo de los reyes, que es el de España, atenderá la súplica de sus humildes súbditos”

Así se dirigían por carta a Alfonso XIII los gitanos padres de familia avecindados en Montilla (Córdoba) el 16 de mayo de 1930
Nicolás Jiménez y Silvia Agüero son los autores del libro “Resistencias Gitanas”