El Parlament indigna a la FAGIC apartándola de la organización del Día del Pueblo Gitano

534

Laura Borràs rompe casi 20 años de colaboración entre la cámara catalana y la entidad más representativa de esta comunidad

El Parlament de Cataluña ha roto la colaboración que mantenía desde hace casi veinte años con la Federación de Asociaciones Gitanas de Cataluña (FAGIC) en la organización del Día Internacional de esta comunidad, el 8 de abril. Durante todos estos años, la FAGIC, la entidad más representativa del asociacionismo gitano en Cataluña, había organizado la recepción y el acto institucional que se celebraba en el Parlament para conmemorar este día. Era un acto autorizado por el Parlament y organizado por la FAGIC. Este 2022, sin embargo, el Parlamento presidido por Laura Borràs ha decidido organizar la celebración como un acto propio sin la participación de las asociaciones gitanas. «Los gitanos y gitanas de Cataluña hemos pasado a ser ‘consumidores’ de un acto hecho desde el payismo más recalcitrante», ha denunciado el activista gitano y miembro de la FAGIC, Pedro Aguilera, en un artículo publicado en el portal digital de la asociación Còrtum.

“Han pasado presidentes y presidentas del Parlament de todos los colores y pensamientos y siempre se ha trabajado con una voluntad de colaboración, entendimiento y abierta para escuchar todas las opiniones y perfiles que representan hoy en día la heterogeneidad del pueblo gitano de Cataluña, hemos escuchado discursos en catalán y en inglés, y alguna intervención colateral en castellano. El acto, esperado por asociaciones y personas gitanas como el gran acto del asociacionismo gitano, el día más importante para los gitanos siempre ha sido un éxito de participación y una fiesta cívica sin precedentes”, escribe Aguilera y añade que “la decisión tomada es digna de pasar a la historia del parlamentarismo catalán como una “pifia”. La forma en que se comunicó a la federación que ha estado gestionando este acto en los últimos 15 años sólo se puede entender por la escasa empatía y sectarismo de la Presidenta del Parlament de Catalunya. Una simple carta de respuesta a la petición de la FAGIC, como han hecho todos estos años. Una carta que de no ser porque era real, parecería una inocentada. Después de todos estos años de colaboración, ni siquiera una carta firmada por la propia presidenta del Parlamento, tuvo que firmarla su Jefe de Gabinete, una carta en la que nos invitaba a ser meros consumidores de un acto que habíamos compartido su gestión año tras año. Nada más…”.

La FAGIC no ha participado en el acto frío y desangelado organizado por el Parlament esta mañana, presidido por Laura Borràs y presentado por el periodista de TV3 Ramon Pellicer y que apenas ha durado 45 minutos. Han intervenido en él dos mujeres gitanas: Leonor Fernández, que está preparando la prueba de acceso a la universidad para mayores de 25 años y Amanda Sánchez Moreno, técnica superior de integración social y estudiante del grado de Educación Social en la Universitat Oberta de Cataluña. La FAGIC, que ha realizado actividades conmemorativas del Día Internacional del Pueblo Gitano durante toda la semana, ha organizado su acto institucional en el Colegio de Abogados de Barcelona, ​​a la misma hora que se celebraba el que ha protagonizado Laura Borràs en el Parlament.

Aguilera acaba su escrito diciendo que la FAGIC «no se vende por una fotografía ni por un “quedar bien» y que «trabajará para que el día 9 de abril, cuando las luces de las celebraciones se apaguen, los gitanos y gitanas encuentren ayuda y acompañamiento en la resolución de sus problemas, en la denuncia de actitudes antigitanas, y en la promoción de la cultura y la heterogeneidad de nuestro pueblo, y trabajará para que las instituciones públicas y privadas del país encuentren en esta federación un socio solidario y comprometido con las personas vengan de donde vengan y sin ningún tipo de discriminación por su pensamiento”.