La escuela de verano de la Asociación de Mujeres Gitanas Sinando Kalí, un espacio para la diversidad y el aprendizaje

135

Majarele 2017, es la escuela de verano desarrollada por la Asociación de Mujeres Gitanas, Sinando Kalí, está dirigida a menores de edad escolar obligatoria. Las escuelas de verano la fundó Sinando Kalí en el año 1994 en Jaén, desde entonces venimos trabajando en un proyecto ilusionante y sobre todo para prestar un servicio muy necesario en los meses de verano para las familias y los alumnos/as, donde uno de los criterios más importantes que se han tenido en cuenta a la hora de seleccionar las matrículas de los alumnos/as han sido las situaciones socioeconómicas.

La escuela de verano Majarele es un espacio para la diversidad, para el aprendizaje y sobre todo para tener unos recursos por parte de la familia, para liberarlos en las horas laborables de la atención de sus hijos/as, que reciben una atención por parte de un equipo técnico de profesores/as y mediadores/as.

Este proyecto viene financiado por la Red Alimentaria de Andalucía a través de la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, hemos contado con la colaboración de la Delegación Territorial de Educación, el centro de profesores, de la Concejalía de Educación y Patronato de Deportes del Ayuntamiento de Jaén y la Federación de Mujeres Gitanas Kamira.

El programa se ha realizado durante el mes de julio, en las instalaciones del Centro de Formación de Profesores de Jaén, un lugar idóneo donde el pulmón de Jaén permite tener un gran beneficio para esta época de calor donde las instalaciones y el entorno favorece el bienestar y la salud de los alumnos/as para las actividades que se      realizan. Un autobús presta el servicio de traslado de los alumnos/as por los diferentes barrios de Jaén.

Con este proyecto, entre otras actividades se cubren las necesidades de alimentación de los menores ofreciéndoles el servicio de comedor: desayuno, comida y merienda.

Los alumnos/as reciben apoyo escolar tres días a la semana para reforzar el trabajo realizado durante el año y así evitar el absentismo y el fracaso escolar que, aunque cada día es menor, aún persiste.

También se realizan talleres donde se fomenta la creatividad e imaginación siendo estos de manualidades, deportivos, de flamenco, y de la fiesta fin de curso, donde se realizarán dos actividades importantes culturales: recordando al desaparecido Camarón de la Isla y la actividad de mujeres gitanas en el Samuradipen (Holocausto Gitano español).

Otra de las actividades es la de literatura poniendo de relieve a personajes del mundo de la cultura gitana, como la pintora Lita Cabellut, el desaparecido catedrático granadino Pepe Heredia y el pintor jiennense Antonio Maya, y personajes de la cultura de los diferentes países que conforman la diversidad en Jaén.

Para contrarrestar los días tan calurosos de Jaén, nuestros alumnos/as se divierten en la piscina de la Salobreja dos días en semana, donde una profesora de Educación Física les imparte clases de natación para mejorar su aprendizaje en los diferentes estilos (crol y espalda) todo ello a través de juegos acuáticos.

Desde las páginas de este periódico, en nombre de la Junta directiva de Sinando Kalí y en el mío propio queremos darle las gracias a todas/os los voluntarios/as y entidades que han hecho posible un año más cubrir los sueños tan esperados de nuestros niños/as.